Canal YouTube PantallasAmigas

lunes, 22 de noviembre de 2010

El uso de redes sociales puede empeorar las enfermedades crónicas sensibles al estrés

Según ha publicado The Lancet, una de las más prestigiosas revistas mundiales de medicina, en Italia se ha documentado un caso de un muchacho de 18 años que sólo dejó de tener ataques de asma después de abandonar el uso de Facebook.

Dicho joven había roto con su novia. Ella lo desamigó en Facebook y comenzó a añadir nuevos amigos. Mediante un perfil falso, el joven lograr volver al grupo de amigos de su ex, pero siempre que visitaba el perfil de ella, los ataques de asma se le agravaban. El equipo médico que le trataba lo puso en vigilancia para descubrir con qué se relacionaban dichos ataques. Descubrieron que cuando no estaba conectado los ataques disminuían un 20%. A falta de otros factores ambientales o fisiológicos, los especialistas encontraron la explicación en Facebook. Concluyeron que "Facebook, y las redes sociales en general, pueden ser una fuente de estrés psicológico, convirtiéndose en un factor de riesgo en los individuos asmáticos con depresión", aunque no se ha presentado el caso como un artículo científico.

La conclusión es que cuando se está bajo de ánimo las redes sociales deben añadirse al conjunto de actividades que evitar, por el riesgo adicional que supondrían para personas con asma, una dolencia crónica con especial incidencia entre los jóvenes.

Fuente: Ionline.pt